martes, abril 23, 2024
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img

OTROS ARTÍCULOS

Panteón Francés de Puebla: su historia y personajes

Puebla tiene bellos inmuebles y obras que reflejan la influencia francesa en momentos importantes de su historia y uno de ellos es el panteón Frances, que, si no lo sabias es considerado patrimonio cultural por sus mausoleos, esculturas y tumbas de estilo barroco y gótico, algunos con material de mármol y talavera.

Aquí un poco de historia, fue en el siglo XIX, en el año 1877, que el ayuntamiento de la capital decidió construir el Cementerio Municipal de Puebla en terrenos del antiguo rancho Agua Azul, pero la comunidad francesa solicitó a las autoridades un espacio en este cementerio para construir una cripta donde se reunieran los restos de los combatientes galos de la Batalla del 5 de Mayo de 1862 y del Sitio de 186 en un solo lugar, que hasta ese momento se encontraban en camposantos y hospitales de la ciudad.

Es por ello que la Asociación Francesa, Suiza y Belga de Beneficencia y Previsión de México se encargó de la construcción de esta cripta. La primera piedra de este monumento la colocó el presidente Porfirio Díaz el 23 de noviembre de 1896, siendo terminado en abril de 1900.

Fue un 23 de junio de 1898, que se entregó el doble de espacio asignado en la zona de la quinta clase del Panteón Municipal para construir definitivamente el cementerio francés, fue casi un año para que el 21 de marzo de 1899 se firmara la escritura de cesión ante un notario público para formalizar la creación del Panteón Francés.

Panteón Francés de Puebla: su historia y personajes

Porfirio Díaz inaugura el panteón francés

El presidente Díaz realizó una importante visita oficial a la Ciudad de Puebla del 5 al 7 de enero de 1901, para inaugurar el último día de su visita la cripta funeraria del centro del cementerio, conocida como Monumento a la Paz Franco–Mexicano, único en su tipo en todo el país. Este gesto del presidente de México significaba una acción de reconciliación entre ambos países.

El espacio que contiene los restos de más de 5 mil combatientes mexicanos y franceses, además de la moneda que se acuño por esta visita, el periódico del día de la inauguración, uniformes y medallas; sirve de basamento a un conjunto escultórico, obra del arquitecto francés radicado en México Auguste Leroy.

En Francia realizan algunas esculturas

Las esculturas del remate fueron realizadas en París por el escultor Marcel Desbois y el arquitecto Morin. En este conjunto escultórico podemos ver que un soldado francés y un soldado mexicano que estrechan sus manos, bajo la mirada de un ángel de la paz, alegoría que en su conjunto comunica la reconciliación de ambas naciones promovida por Díaz.

Por esta razón, para la elaboración de la escultura del soldado mexicano, se envió a Francia uno de los uniformes militares de él para que sirviera de modelo exacto. De aquella develación sólo nos quedan como testimonio un par de fotografías y una grabación cinematográfica de algunos segundos del Ingeniero Salvador Toscano incluida en “Memorias de un Mexicano”.

Las tumbas del siglo XIX y principios del siglo XX que se conservan en este campo santo son ejemplo maravilloso del arte funerario de México, donde destacan la de la niña Rosa Luisa Carranza, que es su retrato de cuerpo completo y está tallado en mármol blanco y colocado sobre una base lo que hace que tenga un impacto muy particular cuando se le ve entre las otras tumbas. Otra más es de uno de los personajes más importantes de este panteón es la del alemán Hugo Leicht Meyer, quien escribió uno de los libros más importantes para la historia de la ciudad: las Calles de Puebla.

Ubicación: calle 11 sur 4311, a un costado del Panteón municipal

Horario: de lunes a domingo de las 8:30 a 16 hora

ÚLTIMOS ARTÍCULOS