domingo, junio 23, 2024
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img

OTROS ARTÍCULOS

Día Mundial de la Libertad de Prensa, donde informar te cuesta la vida

Los asesinatos de periodistas en México no paran, en el Día Mundial de la Libertad de Prensa, no hay mucho que festejar, ya que la libertad de prensa no existe, en un país donde informar te cuesta la vida.

Con el crimen de Armando Linares y Roberto Toledo, ambos del mismo medio “Monitor Michoacán”, ejecutados de ocho balazos y con 43 días de diferencia en Zitácuaro, Michoacán son el ejemplo brutal del fracaso del sistema de justicia y de la impunidad que impera en el país.
Linares es el octavo periodista asesinado de este 2022, pero lamentablemente, no será el último.

Ante esto se dio el cierre del medio, por el temor a más atentados, situación que ejemplifica la vulnerabilidad que azota a la prensa.

Antes de su muerte precedida de decenas de amenazas, Linares señaló a los responsables en un video: “Responsabilizamos a las autoridades municipales de Zitácuaro, Michoacán, de cualquier ataque a nuestro personal”.

El director del medio, Joel Vera, dijo en un comunicado en Facebook:

La Fiscalía Especial para Delitos contra la Libertad de Expresión tiene en su poder pruebas de los autores intelectuales del asesinato de nuestro director. Sin embargo, el Gobierno del Estado y la fiscalía general han mostrado desinterés por encontrar a los responsables, tanto a los autores materiales como intelectuales, ya que los asesinos se encuentran entre las filas de ambos”.

Hasta el momento, no hay detenidos. Solo se han girado órdenes de aprehensión contra dos de los presuntos autores materiales, pero los intelectuales continúan libres.

El objetivo de los crímenes de ambos periodistas fue silenciarlos porque investigaban la corrupción política y la incursión del crimen organizado en Michoacán, un estado situado en el centro-oeste de México que los cárteles de la droga se disputan desde el año 2000.

Este caso, ejemplifica crudamente el asesinato sistemático de periodistas en México que empezó hace dos décadas a raíz del auge del crimen organizado.

Desde entonces, el país se ha visto sumido en una espiral de violencia: solo en enero se registraron 2 mil asesinatos. La impunidad que prevalece en el país los ampara.

Pero esta violencia criminal, que afecta a todos los mexicanos y es fruto de decenios de corrupción política y represión en todos los modos posibles, representa solo la punta del iceberg de los males que han sacudido al periodismo mexicano y que amenazan continuamente la libertad de expresión en el país.

asesinatos de periodistas en México
Fotos de periodistas mexicanos asesinados (Ronaldo Schemidt/AFP

Datos negros

Las cifras son estremecedoras: del 2000 a la fecha se contabilizan 153 periodistas asesinados en México, 141 hombres y 12 mujeres, con base a las estadísticas de la organización Artículo 19. En lo que va de este 2022, ya son ocho los periodistas asesinados.

Esta situación hace de México uno de los países más peligrosos del mundo para ejercer el periodismo, de acuerdo con Reporteros Sin Fronteras, en el centro de este escenario de alta peligrosidad se encuentra el estado de Veracruz, con 31 periodistas asesinados, el mayor número en todo México.

Impunidad y violencia ¿Quiénes son los 8 periodistas asesinados en México en lo que va de 2022?

Los ataques a comunicadores continúan, a pesar de que se denuncian amenazas, como en el caso más reciente de Armando Linares, en Michoacán.

Con el homicidio de Armando Linares, en su casa en Zitácuaro, Michoacán, suman ya ocho periodistas asesinados en apenas 4 meses que van de este año.

FOTO: EL Sol de México

Ellos son las ocho víctimas mortales de 2022 a causa de su labor informativa:

José Luis Gamboa Arenas

Era el 10 de enero cuando el periodista José Luis Gamboa Arenas fue atacado a puñaladas en un presunto asalto dentro del fraccionamiento Floresta, en Veracruz. Era un comunicador de temas sobre inseguridad y se desempeñaba como director del portal Inforegio.

Margarito Esquivel Martínez

Afuera de su domicilio, en la colonia Sánchez Taboada de Tijuana, Baja California, fue asesinado Margarito Esquivel Martínez, apenas una semana después del homicidio de Gamboa Arenas.

Esquivel era fotoperiodista del semanario Zeta y de Grupo Cadena, además de colaborar con medios locales e internacionales, principalmente en información policiaca.

Lourdes Maldonado

Siete días después del ataque a Margarito Esquivel, de nueva cuenta el periodismo de Tijuana se ponía de luto, con el asesinato de la periodista Lourdes Maldonado.

Ella fue atacada a tiros al momento en que llegaba a su domicilio en el fraccionamiento Santa Fe, de la ciudad fronteriza de Baja California. Lourdes había pedido directamente a AMLO, en una de sus conferencia matutinas en 2019, protección, pues ya había recibido amenazas.

Roberto Toledo

Para cerrar el enero rojo, el 31 de ese mes fue asesinado Roberto Toledo, colaborador del portal Monitor Michoacán, cuando fue sorprendido afuera de un despacho jurídico donde también laboraba.

Aunque en dicho portal se podían encontrar varias notas firmadas por él, el vocero de la Presidencia, Jesús Cuevas, señaló en su momento que Toledo no era periodista sino ayudante del despacho donde fue atacado.

Heber López

Apenas iban 10 días de febrero cuando Heber López fue asesinado al momento de llegar a una vivienda en el Barrio El Espinal, perteneciente a Salina Cruz, Oaxaca.

Heber era director del portal Noticias Web, en el que tocaba temas de corrupción y seguridad, además, era conocido su alto tono crítico, lo que lo convirtieron en blanco de distintas amenazas.

Jorge Camero Zazueta

El 24 de febrero fue asesinado Jorge Camero Zazueta, quien se desempeñaba como director del portal El Informativo, al recibir por lo menos tres disparos de arma de fuego.

El periodista se encontraba dentro de un gimnasio, y hasta ahí los agresores llegaron en motocicletas para abrir fuego contra él.

Juan Carlos Muñiz

La primera víctima de marzo fue Juan Carlos Muñiz, quien fue asesinado dentro del fraccionamiento Los Olivos, en Fresnillo, Zacatecas.
Además de ser reportero de información policiaca, Muñiz era chofer de taxi, actividad que realizaba al momento de ser asesinado.

Armando Linares

El octavo periodista que muere de forma violenta en este año fue Armando Linares, quien la tarde de este martes 15 de marzo fue asesinado en Zitácuaro, Michoacán.

Armando era socio del Monitor Michoacán, y tras el asesinato de Roberto Toledo denunció que las amenazas en contra del medio fueron en aumento.

También podría interesarte:

Afganistán y México los más peligrosos para los periodistas

Periodistas del país alzaron la voz para exigir justicia

La labor de los periodistas es esencial para el país: Elena Poniatowska

Más sobre el Día Mundial de la Libertad de Prensa

ÚLTIMOS ARTÍCULOS