Bram Stoker, un genio del terror

bram stoker

Revista Única comparte algunos datos sobre el libro de Bram Stoker.

Hoy se cumplen 110 años de la muerte del escritor irlandés que se inspiró en las historias sobre el vampirismo, ya que estas leyendas no nacieron con él, Bram Stoker.

Su novela Drácula fue escrita en 1897 y desde ese día no ha dejado de publicarse se tradujo a 50 idiomas diferentes y ha vendido más de 12 millones de copias, y genero un sin fin de ficciones sobre estos seres de las sombras y que se alimentan de sangre humana.

Stoker nació en Clontarf, Irlanda el 8 de noviembre de 1847, sufrió de una enfermedad la cual no le permitía caminar, por esto paso sus primeros años de vida en cama.

A fin de aligerar sus días su mamá le contaba historias sobre fantasmas y vampiros, algo que le marcaría el resto de su vida. Para su fortuna a los siete años recupero su salud e ingresó en el Trinity College, donde conocería a su gran amigo, Oscar Wilde.

Su vida profesional, la dedicó a la literatura, además fue crítico de arte y de teatro, y esto lo compaginó con su carrera de abogado.

Cuando Bram cumplió 31 años se casó con la joven Florence Balcombe, de tan solo 19 años, quien fue novia de uno de sus mejores amigos Oscar Wilde.

Florence luego del fallecimiento de su marido, hizo todo lo posible para destruir las copias de la película Nosferatu (1922) porque no era una adaptación autorizada además de que no había recibido ningún pago por lo derechos de autor.

El autor es reconocido por sus obras de ficción sobrenatural, sin embargo más de la mitad de sus textos de ficción trataban de romances victorianos. Fue autor del libro «Famosos Impostores» en la que habló de engaños como la brujería y la magia.

Su libro Drácula.

Así en la última década del siglo XIX, justo cuando trabajaba con Henry Irving, Bram Stoker empezó a escribir novelas, entre las que destaca Drácula: su obra maestra y con la que adquirió fama.

La obra Wilde la calificó como «la novela más hermosa jamás escrita», pero para lograr escribir Drácula Stoker realizó un arduo estudio.

Llego a contratar al experto húngaro, Arminius Vambery y así conocer a fondo la vida del personaje real que lo inspiró para crear a Drácula: el príncipe Vlad Tepes de Valaquia, también conocido como el Empalador.

Al principio Stoker quería que su protagonista se llamara el Conde Vampyr. Pero Vambery le sugirió que le pusiera Drácula, porque ese nombre significa «hijo del demonio», además de ser uno de los apodos con los que llamaban al príncipe Vlad Tepes.

Por todo esto surgieron muchas teorías que sustentan que Bram Stoker concibió a su personaje desarrollando su imaginación y el uso del conocimiento de las leyendas del folklore rumano, aunado con los conflictos personales que se definen como «demonios personales sobre su sexualidad».

Bram Stoker murió el 20 de abril de 1912, a la edad de 64 años, pobre a causa de la sífilis, que contrajo en un prostíbulo de París al que acudió con su compañero de profesión Henry Irving.

Imagen Wikimedia

Te puede interesar:

Oscar Wilde, autor del retrato de Dorian Gray, un controvertido escritor

Bram Stoker y la fascinación por el terror que lo inspiró para crear a Drácula

‘Drácula’, la adaptación de la BBC y Netflix

Artículo anteriorPrueba la moussaka en tu cena
Artículo siguienteDía de la marihuana ¿por qué lo celebramos el 4/20?