Si vas a Chiapas debes acudir a visitar las Cascadas de Agua Azul se encuentran ubicadas en el norte del Estado de Chiapas, en el municipio de Tumbalá a unos 64 kilómetros de Palenque, es un área de protección de flora y fauna del país, las cascadas se forman gracias a los afluentes del río Otulúm, Shumuljá y Tulijá, con cañones no muy profundos con acantilados verticales que dan origen a sus cascadas blanquiazules. El agua tiene un color azul añil debido a las sales de carbonatos que llevan disueltas. El lugar cuenta con vegetación tipo selva de montaña, exuberante, en algunos sitios lo cubre el río, es muy común ver troncos de árboles caídos petrificados.

Además en el río Agua Azul desciende su lecho calizo en escalones formando una serie de cascadas las cuales crean albercas naturales contenidas por diques calcáreos, que en términos geológicos se llaman “gours”. En este lugar es ideal para nadar o relajarte, además puedes contemplar cientos de especies endémicas. Mediante la ayuda de guías locales puedes visitar una cascada más espectacular porque la escalera continúa aguas abajo hasta que el río se precipita al Tulijá, formando una de las más bellas cortinas de agua. Su color se debe al lecho calizo, solo es perceptible en épocas de seca; en la lluvia la espectacularidad no disminuye pues es cuando aumenta el volumen hídrico. Existen servicios de cabañas, restaurantes, tiendas de artesanías, estacionamiento, sanitarios y guías locales.

Tanto las cataratas de Agua Azul y Misol Há encantan por sus aguas blanquiazules que desembocan en las albercas naturales; la cascada de Misol Há se encuentra a 30 kilómetros al suroeste de Palenque, su caída alcanza los 30 metros, está formada por la corriente que proviene del río Tzaconejá. En el lugar puedes encontrar cabañas para pasar la noche, restaurante, una tienda de artesanías, estacionamiento y andador. Esta cascada se encuentra enclavada en la espesa selva de Chiapas, en el ejido de San Miguel, este es un centro turístico administrado por la comunidad local; quienes se encargan de preservar la flora y la fauna del lugar y también brindan a los visitantes una gran variedad de tours. Aquí puedes encontrar cómodas cabañas para descansar.

En cuanto al Parque Nacional Cascadas de Agua Azul, tiene una extensión aproximada de mil 580 hectáreas, aquí se recibe a los visitantes que les interese admirar la exuberante vegetación de tipo selva de montaña; es considerada Área Natural Protegida porque es el refugio forestal y de fauna silvestre, las cascadas permiten la práctica de deportes como descenso en río, buceo, camping y otros.

Cómo puedes llegar hasta las cascadas de Agua Azul, tienes que llegar a Tuxtla Gutiérrez, capital del Estado, ahí debes tomar la carretera que conduce a San Cristóbal de las Casas y de allí tomar rumbo a Palenque, antes de llegar a esta ciudad, hay una desviación que conduce a las cascadas.