De un modo u otro, tal parece que la maldición y la leyenda que rodean al Mesón del Cristo se han cumplido a cabalidad. A todos aquellos que desde los años 80 del siglo pasado han tenido que ver con el primero de los edificios construidos en Puebla Capital, han tenido desde mala suerte, enfermedades y en los peores casos, muertes violentas.

A petición de innumerables lectores, quienes han preguntado al autor de este espacio sobre la muerte del ex gobernador Rafael Moreno Valle Rosas y la maldición del Mesón del Cristo, abordamos el tema.

Como es sabido y se ha consignado en anteriores columnas, el hecho de no alcanzar la candidatura presidencial del PAN para las elecciones del 2018, significaba el alcance de la maldición. Más allá de lo anecdótico y coyuntural, en el último escrito, señalamos que había que dejar pasar lo que sucedería en las elecciones poblanas de 2018.

A poco más de seis meses de su muerte en el accidente del helicóptero Agusta, que cayó en Coronango, en compañía de Marta Erika Alonso, a la sazón gobernadora de Puebla, es un tiempo razonable para hablar del tema.

Rafael Moreno Valle Rosas, quien ordenó el desalojo del diario El Heraldo de Puebla del edificio Mesón del Cristo, no alcanzó la dirigencia nacional del PAN en 2018 y tampoco llegó a la candidatura presidencial del PAN en 2018, pero falleció trágicamente el 24 de diciembre de 2018.

El grupo morenovallista también fue afectado:

Mario Riestra, diputado local quien recibió el edificio del Mesón del Cristo, como sede alterna del Congreso, perdió la candidatura del Senado de la República en julio de 2018. Marcelo García Almaguer, inició en el Congreso del Estado en 2018 como coordinador de la bancada panista y ahora es un miembro independiente.

El Fiscal Víctor Carrancá pidió licencia en agosto de 2018, había sido electo por 7 años más y quien participó como Procurador General de Justicia y jefe del operativo en el desalojo de El Heraldo.

Ardelio Vargas Fosado, entonces Secretario de Seguridad Pública, participó en el operativo junto con Carrancá, fue cesado como director del Instituto Nacional de Migración en el gobierno de Enrique Peña Nieto. Duró en el cargo 5 años.

Roberto Flores Toledano, Presidente del Tribunal Superior de Justicia, renunció al cargo en 2018 y fue quien instruyó al juez a desalojar El Heraldo.

Además, la corriente política del morenovallismo en el PAN, no existe más en Puebla. La maldición alcanzó a todos de un modo u otro.

BREVE HISTORIA DEL MESÓN

El Mesón del Cristo fue construido para que los españoles provenientes de la Villa Rica de la Vera Cruz, descansaran a la mitad del largo viaje a la capital del virreinato de la Nueva España, pero tiene una historia negra y está ubicado en la 8 Oriente 216.

La leyenda empieza desde la construcción. María, hija del mesonero, era novia del militar español Fernando de Aguilar, quien la traiciona con una indígena de nombre Zitlali. María los descubre juntos, le reclama a Zitlali, pero la indígena le clava el puñal de Fernando y la hiere. Fernando regresa al Mesón para atender a María, pero un grupo de indios los asesina por instrucciones de Zitlali, quien era una princesa india. Fueron sepultados cerca del Mesón.

Con el tiempo, el Mesón crece y descubren las osamentas con un crucifijo de bronce que le regaló fray Toribio de Benavente, Motolinia, a María. De ahí se le llamó el Mesón del Cristo.

Cuentan que a lo largo de su historia, viajeros murieron en extrañas condiciones y otros enfermaban, lo que era común en esa época.

PRINCIPALES DAMNIFICADOS

A lo largo de la historia de uno de los primeros edificios construidos en la Puebla de los Ángeles, el Mesón del Cristo, se han registrado apariciones, espantos, gritos y ruidos, muertos sin causas explicables. Fue convento, volvió a ser mesón, nuevamente convento, hospital y hotel con diversos nombres y propietarios. Terminó como vecindad, donde hechos inexplicables sucedían a los moradores y a los dueños. Después estuvo abandonado.

Los últimos dueños de apellido Rodríguez, murieron de manera rápida por enfermedad. En 1983, el Secretario de Finanzas estatal, Jorge Murad compró el edificio para uso del gobierno.

Desde esa fecha, están documentadas algunas muertes, casos de enfermedad, mala suerte, persecuciones y fracasos políticos de quienes se han relacionado en diversas formas con el inmueble. Murad falleció en trágico accidente de tránsito en 1986 cuando era alcalde de Puebla.

El gobernador Mariano Piña Olaya, quien no ha sido de los mejores gobernadores de Puebla, cedió en comodato el edificio a la familia de Gabriel Alarcón. La familia vendió El Heraldo de México, lo adquirió José Gutiérrez Vivó y ambas familias han tenido tropiezos personales y económicos.

Los directores sucesivos de El Heraldo de Puebla han tenido problemas. El ex gobernador Mario Marín a través de su Secretario de Gobernación, Javier López Zavala, extendió el comodato a un empresario. Marín terminó defenestrado como pocos mandatarios, actualmente tiene una orden de aprehensión por tortura contra Lydia Cacho y López Zavala, quien fue candidato del PRI a gobernador, perdió la elección.

Ricardo Henaine compró el periódico El Heraldo y perdió jurídicamente el comodato ante el gobierno de Rafael Moreno Valle Rosas, además del predio de Valle Fantástico y las acciones del aeropuerto Hermanos Serdán, sin contar su mala suerte con el equipo de futbol Puebla.

El gobierno morenovallista recuperó El Mesón del Cristo, cedió el edificio al entonces diputado Edgar Salomón Escorza, quien presidía el Congreso. Escorza perdió la elección como candidato a presidente municipal de San Martín Texmelucan. Muchos actuales diputados han tenido mala suerte: José Juan Espinosa, Marcelo García Almaguer y Héctor Alonso Granados.

La maldición del Mesón del Cristo alcanzó a los principales operadores del desalojo de El Heraldo, ordenado por Moreno Valle Rosas.

Aquí están los links de anteriores escritos sobre la Maldición del Mesón del Cristo, donde se puede consultar y que contienen más detalles:

http://www.e-consulta.com.mx/opinion/2013-07-31/la-maldicion-del-meson-del-cristo

https://www.e-consulta.com/opinion/2014-08-11/la-maldicion-del-meson-del-cristo

https://www.e-consulta.com/opinion/2018-02-22/la-maldicion-del-meson-del-cristo-alcanzo-cabalan-y-mv

Incluso, existe un poema de Eduardo Gómez Haro, titulado La Calle del Mesón del Cristo, que da origen a la leyenda. El link es el siguiente: http://luxdomini.net/_poe/contenido1/poesia_calle_del_meson_del_cristo.htm

En fin, como escribió Julio Ignacio El Cordobés en el corrido El Ahijado:

Detén tu vuelo paloma,

la historia va a comenzar,

Melquiades lo trajo a Puebla,

por factura que pagar.

Pasado algún tiempo,

Rafael llega a gobernar,

si bien tenía talento,

su ambición lo matará.

Cada uno entierra sus muertos,

muy pronto lo alcanzó,

lo malo que entre las patas

a su mujer se llevó.

raultorress@hotmail.com