martes, julio 23, 2024
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img

OTROS ARTÍCULOS

La esposa de Kobe Bryant rompe el silencio

Las primeras palabras de la viuda de Kobe Bryant tras el accidente que le costó la vida al jugador y a una hija de ambos llegaron este miércoles a través de un mensaje en Instagram en el que dio las gracias por el apoyo recibido y pidió ayuda económica para las otras familias rotas por la tragedia.

“Mis niñas y yo queremos dar las gracias a los millones de personas que nos han mostrado su apoyo y su cariño en este horrible momento. Gracias por las plegarias. Desde luego que las necesitamos”, dice Vanessa Bryant en su primera reacción pública. El comunicado va acompañado de una foto de toda la familia.

Kobe Bryant, de 41 años, su hija Gianna, de 13, y otras siete personas fallecieron el domingo por la mañana al estrellarse el helicóptero en el que viajaban contra una colina de Los Ángeles, California.

Las causas del accidente, que se produjo en medio de una espesa niebla, siguen bajo investigación. El ídolo de Los Ángeles Lakers se dirigía a un partido de baloncesto de su hija con dos compañeras de equipo. La tragedia ha sobrecogido a Los Ángeles y a todo el mundo. A Bryant le sobreviven su viuda y otras tres hijas.

“Estamos completamente devastadas por la repentina pérdida de mi adorado marido, Kobe, el increíble padre de nuestros hijos; y mi preciosa y dulce Gianna, una cariñosa, atenta y maravillosa hija, y una hermana increíble para Natalia, Bianka y Capri”, dice la nota. Poco antes de estas palabras, Vanessa Bryant había cambiado la foto de avatar de su cuenta de Instagram por una imagen de Kobe y Gianna.

Kobe y Vanessa Bryant se casaron en 2001 y tenían cuatro hijas: Natalia, de 17 años, Gianna, de 13, Bianka, de tres, y Capri, una bebé de siete meses. Gianna había seguido los pasos de su padre en el baloncesto.

https://www.instagram.com/p/B77K8XWDY7O/?utm_source=ig_web_copy_link

“No hay palabras para describir nuestro dolor ahora mismo”, dice Vanessa Bryant. “Me consuela saber que Kobe y Gigi [el apodo de la niña] sabían que eran muy queridos. Hemos sido bendecidos por tenerlos en nuestras vidas. Ojalá estuvieran aquí con nosotros para siempre. Fueron una hermosa bendición que nos han arrebatado demasiado pronto”.

La viuda de la leyenda del baloncesto se declara “devastada” por las otras cuatro familias rotas por la tragedia. Junto a Bryant viajaban el entrenador John Altobelli, su esposa, Keri Altobelli, y la hija de ambos, Alyssa Altobelli, de 13 años y compañera de equipo de Ginna Bryant; también Sarah Chester y su hija, Peyton Chester, de 13 años; Christina Mauser, la entrenadora asistente de Bryant en la academia donde enseñaba baloncesto; y el piloto habitual de Bryant cuando se desplazaba en helicóptero, Ara Zobayan.

En el mensaje, la viuda del jugador dice que la Mamba Sports Foundation, fundada por Bryant, ha puesto en marcha un fondo “para ayudar a las otras familias afectadas por esta tragedia”. La dirección es MambaOnThree.org.

“No sé qué será de nuestras vidas después de hoy”, dice el mensaje, “y es imposible imaginar la vida sin ellos. Pero nos levantamos cada día tratando de seguir adelante porque Kobe y nuestra pequeña Gigi nos iluminan el camino. Nuestro amor por ellos es infinito, es decir, inabarcable. Ojalá pudiera abrazarlos, besarlos y bendecirlos. Tenerlos aquí con nosotros por siempre. Gracias por compartir su alegría, duelo y apoyo con nosotros. Les pedimos que nos otorguen el respeto y la privacidad que necesitamos para abrirnos camino en esta nueva realidad”.

El País.

ÚLTIMOS ARTÍCULOS