La gripe y el resfriado son enfermedades tan comunes que todos conocemos al menos un remedio casero para aliviarlas. Como, al ser provocadas por virus y no bacterias, no se pueden curar con antibióticos, frecuentemente escuchamos mitos e historias sobre por qué aparecen, cómo se quitan y qué hacer para evitarlas.

¡No caigas en estos mitos! Te contamos cuáles son para que estés preparada.

MITO: El frío causa gripe y resfriados.

Esto en realidad es falso, el frío no causa resfriados. El resfriado y la gripe son enfermedades causadas por virus que se transmiten de persona a persona. Los virus son tan contagiosos porque pueden “viajar” por aire, en las gotitas de saliva u otros fluídos que expulsamos al hablar, toser o estornudar. También lo obtenemos por tocarnos la cara (principalmente la nariz, la boca y los ojos) después de haber entrado en contacto con una superficie contaminada. Podrías estar en el lugar más frío del mundo pero, si no hay virus, no hay gripe.

Lo que SÍ provoca el aire frío es escurrimiento nasal, pero si este se presenta sin ningún otro síntoma (como tos, cuerpo cortado, dolor de cabeza o estornudos) entonces no es un resfriado.

MITO: Te enfermas por acostarte con el cabello mojado.

La realidad es igual que el punto anterior, lo único que provoca dormir con el cabello mojado es despertar despeinado. Para enfermarte de gripe necesitas entrar en contacto con el virus.

MITO: Dejar que el cuerpo sufra los síntomas ayuda a tratar la enfermedad.

Comúnmente escuchamos que no debemos tomar nada para aliviar los síntomas de la gripe porque son la forma que tiene el cuerpo de combatir la enfermedad. Esto es FALSO, y de hecho puede ser contraproducente. No te aliviarás más rápido por toser y estornudar, pero sí es muy probable que contagies a más personas.

Por eso es muy importante que trates tus síntomas, y evites así esparcir el virus al toser y estornudar. Existen varios productos de venta libre en farmacia que puedes adquirir para detener y deshacerte de los síntomas de la gripe y el resfriado.

Busca tratamientos que sean para día y noche. Hoy en día existen productos con fórmulas multisíntomas, es decir, que además de combatir tu gripe ayudan a manejar los síntomas como tos, cuerpo cortado, congestión nasal etc. Especialmente los del día te ACTIVAN, ayudándote a desaparecer los malestares de la gripe sin provocar sueño, para que puedas seguir con tus actividades. Y antes de dormir asegúrate de tomar un antigripal de NOCHE que contenga doxilamina, que además de aliviar los síntomas te ayudará a conciliar el sueño.

Tratar los síntomas de la gripe ayuda a evitar contagios. ¡Por favor hazlo! Todos a tu alrededor te lo agradecerán.

MITO: Si tienes calentura necesitas antibiótico.

La gripe y el resfriado también pueden provocar fiebre, y los antibióticos no te ayudarán a eliminarla. Para esto, los productos que eliminan los síntomas de estas enfermedades también te servirán.

Fíjate en que el producto que compres contenga paracetamol, este ingrediente ayudará a eliminar la fiebre. Recuerda que automedicarte con antibiótico puede ser muy contraproducente, y si crees que tu enfermedad es más que un simple resfriado consulta a tu médico antes de tomarlo.

MITO: “Sudar” un resfriado ayuda a eliminarlo.

El virus va a tardar lo que tenga que tardar en salir de tu cuerpo, y sudar no hará que desaparezca más rápido. Esto no quiere decir que no te cubras con todas las cobijas que quieras cuando estás enfermo, estar cómodo te ayudará a sentirte mejor.

Lo que sí debes de hacer cuando te da gripe es mantenerte hidratado, comer sano y dormir bien, porque todo esto ayudará a que tu sistema inmune combata el virus de mejor manera.

Salud 180